Artículos

Llegó la Navidad

Por Elizabeth Carazas

Psicoterapeuta Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Queridas amigas, llegó la época de Navidad, el termino de un año y la llegada de uno nuevo.

Época de mucha alegría, compras, fiestas, etc, pero también para muchas personas, época de tristeza, por diferentes razones, pérdida de un ser querido, separaciones, lejanía de nuestros familiares etc. y también de ansiedad, por no tener suficiente dinero para comprar todo lo que queremos para nosotros o para regalar.

Se ha hablado mucho acerca del verdadero sentido de la Navidad, que es el nacimiento de Jesús, mas sin embargo, las personas se preparan para celebrar este suceso como si fuera nuestro cumpleaños o el de nuestros niños, y allí está el problema, pues sentimos frustración porque queremos lo más caro o lo que está de moda, para llenar expectativas y si no podemos, nos sentimos frustradas o terminamos endeudadas y después sí que tenemos un gran problema. También nos concentramos en las personas que no podemos tener a nuestro lado, lo cual es válido, porque al ser fiestas familiares, la ausencia se siente más, sin embargo, la concentración debe ser, en las personas que sí tenemos a nuestro lado, ya sean familiares o amigos, y estar agradecidas por poder realizar esta celebración, cada uno de acuerdo a su realidad, junto a personas queridas. Tratar de buscar compañía con amistades, si no tenemos familia y hacer nuestro mejor esfuerzo, para pasar estas fiestas sin tristezas, sino con optimismo y concentradas en cuál es el motivo de la celebración.

Cuando llega el fin de año, casi siempre tenemos expectativas para el próximo, y comenzamos a hacer propósitos. Lo más común entre los seres humanos, es desear bajar de peso, también viajar, hacer ejercicio, etc, etc. Es bueno tener expectativas, pero para lograr que nuestros sueños se realicen, debemos tener un plan de acción, si es bajar de peso, comenzar seriamente una dieta balanceada y ser perseverante, para lograr los resultados deseados, lo mismo pasará con los demás deseos que tengamos para el nuevo año, pero no olvidar tener un plan de acción y llevarlo a cabo, si no todo se quedará en simples deseos y llegaremos a fin del próximo año sin haber realizado, lo que queremos.

Mirar con optimismo y positividad el nuevo año, enfocarnos en lo que queremos hacer, cuidar nuestra salud física y mental, es un buen consejo para llevar a cabo nuestros planes. No aislarnos, sino compartir las celebraciones que podamos tener. Contagiarnos del espíritu navideño, acudir a las celebraciones que hayan en nuestras iglesias, hay muchos lugares a los que podemos asistir, sin tener que gastar mucho dinero. Hay lugares donde podemos ir a caminar y disfrutar de las decoraciones de Navidad y en nuestros hogares, animarnos y poner algunas decoraciones que nos llenarán de alegría y nos contagiaremos del espíritu de Navidad, las personas somos muy visuales y nos motivamos a través de la vista. Anímate, disfruta, vive la alegría de las fiestas y muy importante, no te olvides de invitar a tu casa y a tu vida al dueño del cumpleaños.
MUJER: Tú eres valiosa, ¡FELIZ NAVIDAD Y BENDICIONES PARA EL 2019!
Doc. Elizabeth

FacebookTwitterGoogle BookmarksLinkedInShare on Google+
Volver al Incio